Toxoplasmosis en el embarazo

Guía de práctica clínica 2013, publicada por la Sociedad de Ginecología y Obstetricia de Canadá, cuyo objetivo es dar recomendaciones acerca de la prevención, diagnóstico y tratamiento de la Toxoplasmosis en el embarazo.

 

Una de las principales consecuencias de las mujeres embarazadas que se infectan por Toxoplasma gondii es la transmisión vertical al feto. Aunque no es una enfermedad común, la toxoplasmosis congénita puede causar secuelas oculares (ceguera) o neurológicas graves, así como alteraciones cardiacas y cerebrales. El control prenatal debe incluir la educación acerca de la prevención de esta enfermedad.

 

Esta guía de práctica clínica toma en consideración la baja prevalencia de la enfermedad en la población Canadiense, para recomendar que el cribado serológico no se debe realizar en embarazadas de bajo riesgo. Esta recomendación debe revalorarse para los países de Latinoamérica con alta incidencia de Toxoplasmosis.